Jane Eyre (2011)


Jane Eyre es una película de 2011 de Reino Unido, basada en la novela de 1847 del mismo nombre por Charlotte Brontë. La película fue estrenada el 11 de marzo de 2011 en Estados Unidos, y será lanzada el 9 de septiembre en Reino Unido.



Duración: 2 hr. 01 min.
País: Reino Unido
Director: Cary Fukunaga
Guion: Moira Buffini
Reparto:
  • Mia Wasikowska 
  • Michael Fassbender
  • Judi Dench
  • Jamie Bell
  • Sally Hawkins
Sinopsis:

Jane Eyre huye de Thornfield House, donde trabaja como institutriz contratada por el acomodado Edward Rochester. La aislada e impresionante mansión, así como la frialdad del Sr. Rochester ponen a prueba la resistencia y fortaleza de la joven, educada en un orfanato. Pero al reflexionar sobre su pasado y recuperar su curiosidad natural, Jane regresará a Thornfield House y al terrible secreto que esconde el Sr. Rochester. 

Opinión:


Desde que Charlotte Brontë llevó su heroína a la literatura en 1847, todo el mundo (cineastas, artistas, escritores, dibujantes) ha querido recrear en su imaginación esta cálida historia de amor que no se despega de lo brillante. 

Esta adaptación de Jane Eyre supera por gran margen cualquiera de sus versiones cinematográficas anteriores al beneficiarse de una ejecución maestra del director Cary Fukunaga, quien se encarga de dotar los personajes principales con profundidad emocional. Fukunaga, con esta segunda cinta en su carrera, nos deja dicho que hay que echarle un ojo, ya que como director proyecta un rápido ascenso en la industria del cine. 

Aunque en gran parte es el guion que recrea la historia con una trama sobrecogedora que presenta flashbacks dentro de flashbacks, la originalidad de esta película se debe en gran parte a la poderosa interpretación de Mia Wasikowska como Jane Eyre, la cual es tan excepcional a la hora de alentarnos con su rostro pálido y melancólico, que creemos que lo que estamos viendo sucede en realidad. 

Jane es profundamente pasional e independiente. Tiene un pasado sombrío y no permite que nadie juegue con sus sentimientos; nadie, a excepción del señor Edward Fairfax Rochester, el típico héroe Byroniano, interpretado majestuosamente por Michael Fassbender. Rochester es un personaje introspectivo, exigente y arrogante, pero que a medida que avanza la historia, siente atracción por Jane. 

Este par tiene una presencia escénica atractiva, y consigue que el espectador crea en sus actuaciones cuando tapan las otras interpretaciones de reparto como la de Judi Dench, quien interpreta a Mrs. Alice Fairfax, la ama de llaves que aprecia a Jane pero se opone a que tenga una unión romántica con Rochester. 

No he leído la novela, pero esta película posee una complejidad argumental que va más allá mostrando indirectamente temas como la moralidad, la independencia femenina, la expiación, el perdón y la separación existente entre las clases sociales. Dichos temas eran muy comunes durante el siglo XIX, y por eso nos damos cuenta de porqué los personajes actúan de esa manera.

Además de los personajes, está filmada con una fotografía exquisita que deleita nuestros ojos con escenas que tienen iluminación de baja exposición dentro unos escenarios oscuros y filtraciones húmedas. Dentro de ese contexto, el director de fotografía, Adriano Goldman, se ganó mi confianza. 

Incluso desde el comienzo nuestros oídos se adaptan rápidamente a los sonidos emitidos por los violonchelos y los violines que representan la música original de la película. Dicha música en manos del compositor Dario Marianelli está magníficamente orquestada y, ciertamente, me pude dar cuenta porque ganó el Oscar por Música Original al componer la sinfónica de Atonement en el 2007.

Este tipo de películas pasa desapercibida porque está destinada a un público que le atrae el interés artístico, especialmente historias románticas ambientadas durante este período. Así que si disfrutaste "Pride & Prejudice" y "Sense & Sensibility", también te gustará esta versión de Jane Eyre

Lo bueno es que desde la asombrosa interpretación de Wasikowska hasta la impecable dirección de Fukunaga, "Jane Eyre" es una película espléndida y elegante; que se preocupa por los detalles artísticos y que no tiene nada que envidiarle a sus entregas anteriores, ya que nos sumerge en la originalidad de su romance gótico extraído de las mismas raíces de Charlotte Brontë.

 7/10

3 Comentarios

Click aquí para Comentarios
15 de julio de 2011, 4:10 ×

Wow! Ha de estar genial, yo sí he leído la novela y me encantó, aunque ya hace mucho que la leí, más de diez años! Gracias por la información :D!

Un placer conocer tu blog por cierto :)!

Responder
avatar
Anónimo
Admin
17 de noviembre de 2011, 9:45 ×

La fotografía es maravillosa y la música muy buena. Me gustó mucho el aire misterioso que se le imprimió, y creo que de todas las producciones de Jane Eyre que se han hecho hasta ahora, esta es la más sombría en cuanto a ambientación. Sin embargo recomiendo ampliamente ver la serie de 1983 (muy apegada al libro); y la de 1996 dirigida por Franco Zeffirelli, que si bien se saltó muchas partes importantes del libro, las actuaciones son maravillosas, particularmente Charlotte Gainsbourg, que a mi parecer es la mejor Jane que ha habido hasta ahora, ya que captura el temperamento victoriano a la perfección, sin el exceso de romanticismo impreso usualmente en este tipo de producciones, sin embargo no por ello es menos emotivo, incluso tierno, solo que muestra las emociones con más sutileza-al punto de caer un tanto en la ambigüedad, lo que lo hace un tanto más interesante.

Responder
avatar
23 de noviembre de 2011, 8:52 ×

¡Felicidades por la crítica! Es sin duda una buena versión del clásico de Brönte, pero habiendo leído el libro, tengo que decir que me dejó bastante fría. La verdad es que esperaba más de las interpretaciones que, aunque son buenas, no me transmitieron el amor pasional que desprenden los personajes del libro. Además, aunque estoy de acuerdo contigo que la fotografía es maravillosa, es quizás esa intención de hacer la película preciosa visualmente lo que aparta un poco el foco de la trama y sus misterios. Están ahí, sí, pero no se les da, creo, la importancia que tendrían que tener. Personalmente, es mucho mejor la adaptación que hizo BBC en 2006, con un genial Toby Stephens en el papel de Rochester.

Por cierto, sí que es verdad que Gainsbourg está muy bien en la versión de Zeffirelli, pero la adaptación es la peor que he visto hasta ahora (¡lo cambia todo!), y es una lástima, sabiendo que el director puede hacer obras tan buenas como Romeo y Julieta.

http://thecinemalights.blogspot.com/2011/10/sitges-2011-si-jane-eyre-fuera-una.html

Responder
avatar