En tránsito (2018)

Sinopsis: Un hombre se va a Francia tras la invasión nazi y adopta la identidad de un escritor muerto del que tiene los papeles. Atrapado en Marsella, allí conocerá a una joven que busca desesperadamente al hombre a quien ama.

Ficha técnica
Título original: Transit
Año: 2018
Duración: 1 hr 46 min
País: Alemania
Director: Christian Petzold
Guion: Christian Petzold
Música: Stefan Will
Fotografía: Hans Fromm
Reparto: Franz Rogowski,  Paula Beer,  Godehard Giese,  Lilien Batman,
Calificación: 7/10

Crítica breve de la película

Me parece inteligente y muy sobrio el tratamiento narrativo que el director alemán Christian Petzold le confiere a esta película. Tiene una atmósfera trágica, retorcida, fabulesca, como si se tratara de una pesadilla kafkiana en la que los protagonistas transitan por una especie de contemporaneidad alternativa que difumina la barrera del tiempo y el espacio para concebir un retrato atemporal de la engorrosa situación que viven los inmigrantes en el continente europeo. Ese discurso plantea, en casi todas las escenas, que la crisis migratoria se repite en varios períodos históricos junto a un sistema político (metaforizado con el fascismo) que oprime a los refugiados por su condición socioeconómica. La sofisticación que supone ese concepto se siente ingeniosa por los personajes y la historia que desarrolla. Incluso tardo un tiempo en entender lo que pasa. Con una voz en off, el melodrama cuenta el relato de un hombre que tras la invasión nazi huye hacia Marsella en Francia y adopta la identidad de un escritor fallecido del que tiene los papeles. Pero su vida se complica cuando conoce a una mujer enigmática que busca a su marido. Las actuaciones de Franz Rogowski y Paula Beer son estupendas y consiguen interpretar a unos personajes de amplio registro dramático que se mueven entre la desesperación, la intolerancia, la exclusión y los idilios imposibles. Y me intriga lo que veo. Petzold le otorga un ritmo parsimonioso, contemplativo, a un denso aparato de realismo que sostiene la aparente paradoja conceptual. Es una película escueta y muy emotiva.

0 comentarios:

Publicar un comentario